Archivo de la categoría: Paises variados

Lisboa

He hecho un viaje relámpago a Lisboa. Fue un placer pasear por el barrio junto al castillo y escuchar a Bruno con su guitarra, acompañado de Enriqueta Baptista, magníficos! Dejo aquí un pequeño homenaje.

Imagen

I have done an express trip to Lisbon, just enough time to have dinner in the old quater beside the castel. I had the oportunity to meet Bruno, who was playing his guitar and Enriqueta Baptista was singing beautiful fados. Absolutely great!

Anuncios

Font Romeu

Hace un par de meses fui a acompañar a mi marido a esquiar a Font Romeu. Yo me quedé en el estupendo spa del hotel, esquiar hay que aprenderlo de pequeño, y ya soy muy mayor para aprender! desde la piscina en el techo del hotel tenía esta estupenda vista de los Pirineos y la sierra del Cadí.

A couple of months ago I went skiing with my husband. I just stayed at the spa of the hotel, I didn’t learn skiing when I was young and now I feel too old to do it! I prefered to stay at the roof of the hotel (the spa was placed there) and to make the drawing of the view, the Pyrenees and the Sierra del Cadi.

Liechtenstein: El cuarto país más pequeño de Europa

Ya he hablado de nuestro pequeño objetivo personal de visitar todos los países del mundo. Por eso hicimos un viajecito a Liechtenstein ( ya lo expliqué en el post sobre el castillo de Neuschwanstein). En Vaduz, capital del país, no hay nada más que bancos, y ni siquiera tiendas para turistas! supongo que los que vienen aquí no viene a comprar, sino que viene a guardar ;-)

Este castillito no es de la capital, sino de un pueblo a unos 5 kilometros al sur llamado Balzers,  se llama Schloss Gutenberg. Veo que la foto que han puesto en Panoramio es justito la misma perspectiva que tomé para hacer el dibujo!

La situación estratégica del país hace que tenga una historia muy interesante. Perfecto como destino de fin de semana.

Un castillo de ensueño: Neuschwanstein

Este verano hicimos un pequeño pero estupendo viaje gracias o los bajos costes de algunas lineas aéreas.  El destino era Liechtenstein, para añadirlo a nuestra lista de países visitados,  pero dado que es un país muy pequeño, aprovechamos para visitar Lindau, una preciosa isla en el lago Constanza, y algunas localidades más del norte de Austria . Cerca de allí, en la Bavaria alemana, se encuentra el castillo de hadas más impresionante que se pueda imaginar, Neuschwanstein (el link es muy interesante). La historia del castillo y los alrededores lo hacen único.  Si queréis hacer un viaje de 4 días bonito y cómodo, coged el vuelo a Memmingen y desde allí alquilando un coche te da tiempo a visitar la costa del lago Constanza (parte alemana, austríaca y suiza),  Liechtenstein (Vaduz), Fussen y los dos castillos cercanos.

Cuatro países para la lista en un sólo viaje!

Una calle de Colonia: Uruguay

Y sigo publicando dibujos del viaje. Un dibujo rápido de una calle de Colonia, el centro es muy pequeño, pero todas las calles tienen un encanto que me hizo dudar de cual dibujar!

La comida de Uruguay

Al igual que en Argentina, la comida típica de Urugay es el asado. Según los argentinos, nosotros cortamos la vaca en cuadraditos (cita textual de Nacho Fernández). Como ya estaba un poquito cansada de tanta carne, en Colonia buscamos restaurantes con otras alternativas. Cenamos en dos sitios espectaculares, Viejo Barrio, junto a la iglesia más antigua de Sud America, y en Mesón Casa Grande, donde nos dieron un magnífico pescado del Río de la Plata.

Justo en el dibujo se ve la plaza donde está este mesón, tranquila y muy romántica al anochecer.

Colonia de Sacramento, la joya de Uruguay.

Sigo publicando dibujos de nuestro viaje. Desde Buenos Aires, tomamos un ferry rápido hasta la ciudad de Colonia de Sacramento, una de las primeras colonias españolas, y posteriormente portuguesas, donde aún quedan muchas casas criollas. Es patrimonio de la humanidad, y verdaderamente un remanso de paz y belleza. Hay algunos pequeños museos que muestran la historia del lugar, y te deja claro lo extremadamente afortunados que somos de haber nacido en este siglo. Las desigualdades entre razas o sexos, la pobreza, las enfermedades y las injusticias sociales quedan tan bien reflejados que me fui muy triste de este lugar.

La ciudad está llena de coches antiguos que pensaba abandonados, y que adornan las calles. Después vi que muchos de ellos funcionaban, supongo que la pobreza del país hace no poder distinguir entre antigüedades o pura necesidad de usar lo que hay.

Islas Feroe

Hace casi 6 meses que no dibujo, no encuentro suficiente paz como para hacerlo. Avergonzada de tener el blog abandonado, voy a publicar un dibujo mediocre de estas dos casitas, dibujadas a la carrera en un viaje de Noruega a Islandia en crucero. Las casitas contrastaban increíblemente con el paisaje deshabitado, una luz muy intensa las hacia resaltar de la hierba muy muy verde del prado. Había otras casitas alrededor más expectaculares, a las que les crecía hierba en el tejado, una tradición antigua para mantener el calor, pero me decanté por estas por los rojos brillantes de las ventanas.

Hice algún apunte más que acabaré cualquier día, pero es que en los cruceros es imposible pararse a contemplan nada! Son como una maratón, con tiempos, escalas y avituallamientos, sin un momento que perder. Me gustan, pero prefiero viajar a mi aire.

Correr? Pa qué, pa ná.

Mi marido se esfuerza en correr maratones. La última a la que fuimos fue la de Novi Sad, en Serbia, hace ya unos meses. Al menos esta fue curiosa, porque no había practicamente extranjeros, y nos animaron mucho por haber ido.

Una muestra de lo mucho que tiene que crecer económicamente el país es este dibujo. En España, todo el mundo que corre maratones lleva zapatillas super mega pijas, que si pronación, que si supinación, geles con minerales, los puestos de avituallamiento repletos de química…

Los pobres serbios corrian con estas zapatillas de tenis de los 80, con agujeros, e hicieron mejor tiempo que mi marido con las Asics Gel Kayano 16 que le debieron costar una pasta que ni quiero pensar.

Correr por correr, es tontería.

Clapham Common, London

Hace ya 11 años que dibuje esta acuerela, pero puedo recordar con toda claridad el momento. Hacía un frío terrible, era domingo, y después de llevar viviendo en Inglaterra  (en Clapham Junction) por unos 8 meses, aún me seguian encantando las casitas de ladrillos rojos con sus escaleras, ventanas blancas y jardines. Todas casi idénticas. A mi me parecía maravillosamente estético, sin embargo, a mi amiga Jacquie, le encantaba venir a España y ver los horribles edificios todos distintos y sin ningún criterio de unificación de nuestras ciudades.

Supongo que gusta lo diferente!

En aquella época a penas dibujaba, no tenía con quien compartir este hobbie. Toda esta afición se la debo al blog de una dibujante que ahora hace como un año que no publica nada en su blog, Trumpetvine Travels.