Es correcto pasear con elefantes en Laos?

No pude evitar el querer dar un paseo por el río Mekong subida en uno de esos magníficos elefantes asiáticos. Creí que hacía lo correcto, escogí una asociación que protegía y mimaba a estos animales, donde pudimos hacer una preciosa actividad con ellos, pasear, alimentarlos y bañarlos. Es un negocio, sí, pero que otra forma tienen de vivir los elefantes?

Acabo de leer un artículo en la Vanguardia que me hace cuestionarme hasta que punto he contribuido a que este negocio continúe y sea dañino. Tengo dudas.

Cartel del Penshow Barcelona 2019

Hace unos años que empecé a visitar el Pen show que se realiza cada año en el Hotel Montblach de Barcelona. Asistí porque buscaba una pluma flexible, siguiendo las instrucciones de mi maestra espiritual Nina Johansson. http://ninajohansson.se/

Nina, utiliza estas plumas para dar un trazo más vívido a sus dibujos, porque la flexibilidad del plumín de una pluma de los años 20, permite hacer un trazo de distinto grosor tan sólo cambiando la presión. Los plumines de oro de las estilográficas antiguas, es lo que le dan esta característica. Las hermosas caligrafías del pasado se han perdido, porque ahora los plumines son de acero, siendo más cómodos para escribir, pero perdiendo toda la gracia.

El placer de escribir con estas plumas, y deslizarse por el papel con tintas de colores, es simplemente indescriptible. Me encanta.

Gracias a mis amigos del Club por haberme dado esta oportunidad de conocerlos, formar parte de su grupo, y pedirme hacer el cartel!!!

 

Luang Prabang, guest houses coquetonas

Esta ciudad es como un sueño. Pequeños restaurantes de comida de cualquier nacionalidad arremolinados en torno a un mercado lleno de productos locales, artesanías magníficas, templos y monjes que pasean al amanecer. Esta es la Asia que me imaginaba, gentes tranquilas que te invitan a compartir un rezo con ellos y a descubrir su cultura y religión.

Vang Vieng

Dibujo de Vang Vieng, desayunando en un precioso hotel

Uno de los lugares que más paz me ha dado en mi vida es la rivera del río Nam Song, rodeadas de flores y campos de arroz. Las montañas de relieve karstico dan al perfil de los atardeceres una luz singular, como si estuvieras soñando. Desayunamos en este hotel, en el sur de la ciudad de Vand Vieng, y después hicimos tubing (descenso del río en una rueda neumática) disfrutando de los olores de la vegetación y también de alguna que otra discoteca curiosísima en medio de la excursión!

Para más detalles, mirar este blog, hay una buena descripción y fotos del lugar.

desayunando con vistas a las montañas de Vnag Vieng
Esta es la composición original en mi diario de viaje.

Laos, dibujando con monjes

Hace unos años hice este estupendo viaje y nunca acabé de publicar todos los dibujos que hice en Asia. Creo que uno de mis favoritos es este templo, en Luang Prabang. Mientras lo dibujaba, un pequeñisimo monje de no más de 9 años me observaba ensimismado. No tenía permitido hablarme, así que se moría de ganas de juguetear con mi material. Poco a poco se fueron acercando más y más monjes, y alguno de ellos finalmente me habló en inglés para preguntarme porqué dibujaba. Vaya pregunta. Es mi forma de meditar!!

Langkulpen, dibujando el río

Esta es la vista desde la orilla de la cabaña de Langkulpen. Los pescadores hacen pequeñas hogueras y comparten café y salchichas si por casualidad se encuentran. Hay que considerar, que “el alquiler” del río, se hacer por días y tiene un coste muy elevado (unos 100€) , así que normalmente no hay nadie más. Mikael solía pescar unas 12 horas al día, y muchos días venía sin salmón a casa…así que imagina cómo de caro sale un kilo de salmón salvaje.

Tramo del río en Langkulpen

Y una última acuarela de Noruega, una iglesia protestante en Lakselv

Dibujo de Iglesia protestante de Lakselv

Dibujando cabañas de madera en Noruega

Estuve un mes entero en este lugar en mitad de la nada, sin agua corriente, sin luz, sin internet, y feliz.  Tener como novio a un fanático de la pesca del salmón te pone en estas situaciones, pero me encantó!  No paro de pensarlo, si me quitan el móvil hoy un día, me da un ataque de ansiedad. Como no tenía naaaada más que hacer, pues dibujaba. Esta es otra casita que estaba cerca de la que nos alojaba, pero donde había una vista del río mucho más amplia y bonita. Dibujar los paisajes de Noruega, mientras todos los mosquitos del mundo me picaban fue una experiencia inolvidable ;-)

Si te quieres hacer una idea de las vistas de las playas en el polo norte, aquí hay una muestra, Stabbursdalen.

Dibujo de cabaña de madera cerca de Lakselv, para los amantes de la pesca del salmón.